Valladolid Cofrade Semana Santa de Valladolid 2022


Una de las novedades de cara a esta cuaresma, por parte de la Muy Ilustre Cofradía de la Piedad, es la celebración de un Triduo y un Besapie en honor a la imagen del Cristo de la Humildad , también conocido como Cristo del Gallo.

 

Hay que recordar que esta talla realizada por José de Rozas en 1691, formó parte del patrimonio de esta penitencial, aunque actualmente se encuentra en el Santuario Nacional de la Gran Promesa. Dicha imagen fue a parar a dicho santuario tras abandonar la cofradía de la piedad su antigua sede, la Iglesia de San Antón.

 

El triduo tendrá lugar los días 11, 12 y 13 de marzo, a las 7 de la tarde, en la Basílica del Santuario Nacional de la Gran Promesa, el último día se realizará un besapié a la venerada imagen.

 

 

 

EL CRISTO DE LA HUMILDAD: (Por Roberto Alonso http://lapiedad1578.blogspot.com.es/2009/03/el-cristo-de-la-humildad.html ) 
*Realizado
: En el Siglo XVII, en el año 1.691 y en madera policromada.
*Escultor: Lo llevó a cabo JOSÉ de ROZAS, ya que éste se comprometió a terminarlo el 1 de Octubre del mencionado año.
*Ubicado: Actualmente está en el Templo del Santuario Nacional.
*Composición: Este paso estaría compuesto por la figura del ECCE-HOMO, la Cruz, y los atributos de la Pasión; según nos lo describió D. Manuel Canesí.
Antes de éste, la Cofradía ya tuvo a finales del Siglo XVI una imagen de ECCE-HOMO, que se procesionaba y al que ya se denominaba “Santo Cristo de la Humildad”, pues en el primer Libro de Cuentas de la Cofradía ya figuran referencias, tales como el pago de 12 Reales “de haçer vn andamio para poner la ynsinia del hece omo”.
Este paso se sacaba en procesión habitualmente, incluso en la efímera unión con la Cofradía de las Angustias, pues así consta en diversas plantas procesionales de los años de 1.620 a 1.630. Además era cuidada con esmero por sus mayordomos, algunos fueron: El escultor Francisco Díaz de Tudanca en 1655 y Juan Bautista, dorador y platero, en 1672.

Lógicamente las operaciones del armado y desarmado de los Pasos, así como las condiciones de conservación de aquellas épocas deterioraban las imágenes, por lo que era necesario efectuar retoques, así como añadidos al Paso, al objeto de ornamentarle, como cuando el 5 de Marzo de 1.636 se entregó la imagen al pintor Diego Díez para repararla:
“se acordo que la ymajen de la Santa Humildad se lleve a Diego Diez pintor para que la adreçe lo que viere menester por estar algo deslucida y se aga un torculo nuevo en que a de ir sentado en el paso como peña para lo qual se compren unos corchos gruesos de que se aga la peña”.
Este Cristo siguió saliendo en procesión hasta 1.639 o 1.640, ya que a partir de 1.642 no figura en ninguna planta procesional. Años más tarde en Cabildo de 10 de Mayo de 1.677, se trató, probablemente debido a su mal estado, de :

“... la indecencia con que esta la ymajen del Cristo de la Humildad...”
La última referencia de este antiguo Ecce-Homo, la encontramos en 1.684 cuando el Cofrade Antonio de Barreda, dorador y estofador, pintó la encarnadura de este Cristo.

Pero el hecho importante se da con fecha de 14 de Enero de 1.691, cuando el Escultor José de Rozas, se comprometió a recomponer a su costa todas las figuras de los Pasos de la Cofradía, para que en la Procesión de Semana Santa estuviesen presentes y saliesen con decencia, y sobre todo para realizar una nueva imagen del Cristo de la Humildad,
“... haria perfecta y acavada una hechura de el Santo Xpto de la Humildad de cuerpo entero sentado y en blanco... regulando su valor en 100 ducados...”
Este Cristo es un ECCE-HOMO, posiblemente inspirado en el antiguo, de tamaño natural y realizado en madera policromada, está sentado, mide 1,32 metros; la cabeza se aprecia ligeramente inclinada hacia el lado derecho, la boca entreabierta, sus manos están cruzadas y atadas con una cuerda, las cuales sostienen una caña, tiene heridas las rodillas, y está cubierto por un manto o túnica, de tela encolada, que es de color rojo.

Este Cristo de la Humildad estuvo ubicado en diferentes templos:
En la Iglesia Penitencial de la Piedad en un retablo de columnas salomónicas.
Durante la breve estancia en la Parroquia del Salvador en un altar portátil en la Capilla del Buen Suceso.
Y en el Templo de San Antón en una Capilla lateral, la cual ocultaba un portón de entrada a dicha Iglesia. Después pasó en calidad de depósito primero al templo de San Esteban el Real, ya que ésta era la parroquia a la que pertenecía la Iglesia de San Antón. Y posteriormente, y al cambiarse de advocación dicho templo, al Santuario Nacional de la Gran Promesa, donde permanece en la actualidad.
 
Esta imagen de ECCE-HOMO, ha recibido a lo largo de su historia varias denominaciones:
1ª.- “Cristo de la Humildad”, nombre que escoge la Cofradía.
2ª.- “Cristo de la Caña”, porque el cetro que ostenta Jesús es una caña.
3ª.- “Cristo del Gallo”, por llevar en las andas en que era transportado los atributos de la Pasión y un gallo, anunciador de la debilidad del Apóstol San Pedro.Y
4ª.- “Cristo de los Artilleros”, ya que a finales del Siglo XIX, éstos le empiezan acompañar, escoltándole en la Procesión del Viernes Santo, en número de 20 soldados y un Sargento, esto se produce por la proximidad de la Iglesia de San Antón con el Cuartel de Artillería de San Ambrosio.
La Cofradía tuvo especial devoción por este tema iconográfico, ya que es muy significativa la existencia de hasta 4 Ecce-Homo, pues así consta en el inventario de bienes de 1.791,
“... en otro Altar de la Real Casa (San Antón), el Sto Cristo de la Humildad, (el actual),... el mismo peregrino, (posiblemente el primitivo),... un Cristo de la Humildad pequeño está en casa de Don Pedro Gil de Rozas,... y un Santo Cristo de la Humildad orante con una cruz y vidriera, (posiblemente se refiera al al denominado en los Libros de la Cofradía como Cristo del Perdón)...”

Últimamente ha sido parte integrante de dos Exposiciones organizadas por la Junta de Cofradías de Semana Santa, la 1ª en el año 2.001 “ECCE-HOMO y CRISTOS DESPOJADOS de VALLADOLID”, y que se llevó a cabo en la antigua capilla del Convento de las Francesas de Valladolid. Y la 2ª en el mismo lugar, en el año 2005,denominada "VARÓN DE DOLORES".
Esperemos que un plazo de tiempo no muy lejano, pueda volver a salir en procesión por esas calles que en otro tiempo y otras gentes si lo contemplaron.
(*Foto tomada durante la exposición "Varón de Dolores", texto extraído de dicho Catálogo y ampliado.)
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar