trans22.png
Valladolid Cofrade
Semana Santa de Valladolid
Valladolid Cofrade Semana Santa de Valladolid 2021


Fuente: Tribuna Valladolid

Valladolid acogerá del 14 al 17 de octubre de 2021 la VIII Edición del Encuentro Nacional de Jóvenes de Hermandades y Cofradías de España. El programa del encuentro, en el que se darán cita jóvenes cofrades de toda España para recibir formación e intercambiar experiencias cofrades, incluía la celebración de una Magna Procesión Extraordinaria de las veinte Cofradías y Hermandades de penitencia existentes en la ciudad; en la tarde del sábado 16 de octubre. No obstante, la Junta de Cofradías de Semana Santa de la ciudad, promotora del encuentro, atendiendo a las recomendaciones y la normativa de salud pública vigente, ha aprobado en pleno extraordinario la sustitución de dicha procesión por un acto de piedad popular al aire libre, en la Plaza Mayor de Valladolid.

El acto en el que se rezarán los veinte misterios del Santo Rosario, sustituye de esta manera a la procesión inicialmente planteada. En la Plaza Mayor se dispondrán sillas para los asistentes, guardando la debida distancia según marca a día de hoy la normativa de la Junta de Castilla y León para la prevención del COVID-19 respecto a procesiones y romerías. Esta decisión ha sido tomada teniendo en cuenta la imposibilidad de celebrar la procesión magna planteada en un principio, puesto que la normativa vigente no permite celebrar procesiones en las que el recorrido no este previamente acotado, y donde los asistentes se encuentren de pie.

 Presidirá el acto de oración la imagen de Nuestra Señora de los Dolores de la Vera Cruz, obra del insigne escultor Gregorio Fernández en 1623, que será trasladada hasta la plaza mayor desde la cercana Iglesia Penitencial de la Santa Vera Cruz, en la calle Platerías. El traslado será acotado y sin público para cumplir con la normativa vigente. Participará la Banda Municipal Mariano de las Heras, acompañado a la imagen devocional, e interpretando música sacra, así como una delegación de las veinte cofradías de penitencia de Valladolid, encargadas de cubrir cada uno de los veinte misterios del Santo Rosario.

Por otro lado, la procesión magna de cofradías de gloria de la ciudad, planteada en el programa para el domingo 17 de octubre ha sido suspendida de manera oficial. Las Hermandades y Cofradías de gloria participarán en la eucaristía de clausura y sus imágenes devocionales se darán cita en la Catedral. Solo en el caso de que la normativa de la Junta de Castilla y León cambiase, y suprimiesen las medidas que impiden realizar de una forma natural las procesiones, las cofradías de gloria, una vez acabada la eucaristía, realizarán procesiones de vuelta hasta sus sedes. La Junta de Cofradías de Semana Santa de Valladolid ha estimado suprimir el recorrido común de esta procesión para evitar aglomeraciones grandes de público. No obstante, si todo permanece igual, las hermandades de gloria harán los traslados de forma privada, en los términos que cada una considere mas adecuados.

Se espera que, de esta manera, en el mes de octubre, sea la primera vez que las cofradías, tanto de penitencia como de gloria, vuelvan a retomar el culto público en las calles después de dos años sin procesiones en Valladolid

“NUESTRA SEÑORA DEL SAGRARIO”: PRESENTACIÓN DEL BOCETO Y DESCRIPCIÓN ICONOGRÁFICA

La Cofradía Penitencial y Sacramental de la Sagrada Cena de Valladolid, reunida en junta gene-ral ordinaria el pasado 13 de junio del presente año, designó al escultor D. José Antonio Navarro Arteaga para realizar la talla de Nuestra Señora del Sagrario. Navarro Arteaga presentó un pro-yecto adaptado a lo que la cofradía requería para la representación iconográfica de su futura titular. Hoy, 15 de agosto, fecha tan mariana y significativa para los cristianos, solemnidad litúrgi-ca de la Asunción de la Virgen María en cuerpo y alma a los cielos, hacemos público el boceto y descripción iconográfica del mismo.

De esta forma, el modelo iconográfico de la Virgen María se presenta en una representación monumental como sagrario primario y supremo de Cristo, Nuestro Señor.

El boceto de Nuestra Señora del Sagrario muestra a María en el momento de aceptar un nuevo “Hágase” en su vida: la partida del Hijo tras su “Última Cena”. Su composición mayestática nos muestra la solemnidad de María como madre de Cristo, señalando con la mano izquierda su vientre, epicentro de la venida del Salvador y tabernáculo que alojó por primera vez el cuerpo de Cristo. En ese gesto, destaca la extensión de los dedos pulgar, índice y corazón indicando alegó-ricamente que la Santísima Trinidad habita en su interior. Su mano derecha se extiende hacia adelante en un gesto cariñoso, grácil, despidiéndose de su Hijo, quien parte a su pasión redento-ra, a la vez que la ofrece al resto de la humanidad invitando a tomarla, acogerla y venerarla.

María en esta advocación se presenta como madre de Su Divina Majestad y por ello se repre-senta solemne, magnánima, soberana, pues es corredentora de la salvación, trono divino de Dios y mujer eucarística que invita a creer y a acercarse al Santísimo Sacramento, verdadero Pan de Vida que baja del Cielo y se hace presente en el mundo a través de Ella.

D. José Antonio Navarro Arteaga, para la realización del boceto de la Santísima Virgen, se inspi-ra en la corriente de renovación artística calificada como modernismo o Art Nouveau, que se desarrolló a principios del siglo XX. Esta es la fuente de inspiración de la que se parte para que al unísono se equilibre con los estilos de las imágenes ya existentes de la cofradía, debido a que el patrimonio artístico de la misma debe continuar y seguir una línea y directrices desde la cual se parta en la cruz de guía hasta el último de los enseres que se posea. Por lo que este estilo es el que ha considerado oportuno para acercarse a la nueva obra iconográfica y en relación a las existentes en la cofradía; tanto el conjunto de “La Sagrada Cena” (1946-1958) y el “Jesús de la Esperanza” (1946), obra del escultor vasco Juan Guraya Urrutia, son obras que están dotadas de expresividad, fuerza, dinamismo y modernidad y se ha tenido muy presente a la hora de desarrollar la propuesta.

La imagen poderosa contará con un cuidadoso modelado y tallado de los ropajes. Los detalles se cuidarán minuciosamente, es por ello que se ha incorporado una corona tallada, bajo el diseño realizado por el prestigioso artista y diseñador D. Javier Sánchez de los Reyes, siendo una pieza incorporada a la escultura.

La corona sigue la estética modernista del resto del conjunto de la imagen. Se sale de lo recu-rrente, y está articulada en forma de tiara, centrando un anagrama de María coronado flanquea-do por dos ángeles llorosos, constituyendo el resto dos ramas de passiflora o rosa de pasión, de especial simbología respecto a la Pasión de Cristo, incluyendo dos rosas casi sin abrir, haciendo referencia al pasaje evangélico de la Última Cena como preludio de la Pasión de Cristo.

A mediados del mes de septiembre la Cofradía Penitencial y Sacramental de la Sagrada Cena presentará la campaña de donativos con que la los cofrades y todo aquel que quiere colaborar con este precioso proyecto pueda ayudar a sufragar la hechura de la imagen.

Un millar de jóvenes de todo el país se dará cita en la capital vallisoletana, del 14 al 17 de octubre, en el VIII Encuentro Nacional de Jóvenes de Hermandades y Cofradías (JOHC) que incluye mesas redondas, ponencias, actividades formativas y dos procesiones extraordinarias.

   Este encuentro y su cartel anunciador, diseñado por el vallisoletano Rodrigo Cabezudo, cofrade de la Preciosísima Sangre, ha sido presentado este viernes por el director del encuentro, Javier Alonso; el delegado de Juventud de la Diócesis de Valladolid, Jorge Fernández, y el tesorero de la Junta de Cofradías, Pablo Marcos.

    Jorge Fernández ha explicado que hablar de juventud y hermandades "es una realidad muy viva en la Iglesia" ya que la mayor presencia asociativa de los jóvenes "en el ámbito de la fe o la espiritualidad" se da dentro de las cofradías, al tiempo que ha reconocido el trabajo de la juventud de las hermandades vallisoletanas que se unieron "para sacar adelante este encuentro" previsto para 2020 pero que la pandemia del coronavirus obligó a retrasar.

    Por su parte, Javier Alonso ha reconocido el trabajo y lo difícil que ha sido para el Comité Organizador este encuentro porque cuando se estaba presentando por España, en marzo del pasado año, se declaró el Estado de Alarma, lo que fue un momento "difícil" después de dos años de trabajo.  

El VIII encuentro nacional se abrirá en la tarde del viernes 15 de octubre con un Pregón a caballo con la colaboración de la Cofradía de las Siete Palabras con salida del Palacio Arzobispal y llegada a la Cúpula del Milenio. Será el preámbulo del gran acto inaugural.

Ya el sábado 16 de octubre, entre las seis de la tarde y las nueve de la noche se celebrará una Procesión Extraordinaria con pasos de las Cofradías de Penitencia de la ciudad de Valladolid

La jornada del domingo 17 de octubre se abrirá con una Misa de clausura en la Catedral de Valladolid que estará presidida por el Cardenal Arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez, con la participación de las Cofradías de Gloria de la ciudad. El broche de oro lo pondrá una magna procesión de las Cofradías de Gloria que tendrá lugar el mismo domingo a las 12:30.

Las inscripciones podrán realizarse desde el día 21 de junio hasta el 19 de septiembre a través del correo inscrpciones.johc@jcssva.org

 

20210703 095044

El encuentro se celebrará en Valladolid del 14 al 17 de Octubre de 2021.

Ya puedes inscribirte en la web https://johcvalladolid.es/ 

 

La Cofradía Penitencial y Sacramental de la Sagrada Cena ha celebrado este domingo 13 de junio una junta general ordinaria en la Iglesia de San Pedro Apóstol para abordar la elección del imaginero que realizará la talla de la imagen mariana de la corporación, bajo la advocación de Nuestra Señora del Sagrario.

En ella, el escultor e imaginero Navarro Arteaga se ha impuesto a otros dos grandes imagineros en una votación en la que un soberbio boceto y la documentación aportada por el artista, convenció a los cofrades asistentes, los proyectos fueron presentados a los cofrades en junta general y en varias sesiones informativas en las instalaciones de la parroquia de San Pedro para que los cofrades pudieran tener toda la información en su poder y así emitir su voto con todos los datos en la mano.

La Cofradía convocaba un concurso para la elección del imaginero el 27 de julio de 2020. El mes de octubre de 2018 la junta directiva proponía a la junta general de hermanos de la Sagrada Cena la instauración de la advocación mariana en la cofradía, esta propuesta fue aprobada recuperando así un anhelo del programa de nuestro 75 aniversario fundacional, solo quedando pendiente la elección de advocación. Finalmente, el 31 de marzo de 2019, fue votada en junta general la advocación mariana, resultando elegida por los cofrades la advocación de “Nuestra Señora del Sagrario”. Una vez elegida la advocación, el siguiente paso fue la creación de un comisión formada por un grupo de cofrades nombrados por el presidente de la cofradía, éstos, y tras la decisión de junta general del 24 de noviembre de 2019 de que la talla fuera de bulto redondo, crearon las bases del concurso, el plazo de presentación de proyectos finalizó el 15 de octubre de 2020, 26 fueron las propuestas llegadas hasta la Cofradía, tras dos reuniones, el jurado del concurso declaró desierto el mismo el 2 de enero de 2021 al entender que las propuestas seleccionadas y estudiadas en profundidad, no cumplían en su totalidad las bases del concurso. Pero la Cofradía no iba a cejar en el empeño de poner rostro a su titular mariana y por ello, tras seleccionar a tres imagineros, convocó a los cofrades para que fueran ellos los que eligieran al imaginero entre los bocetos presentados entre la terna de artistas.

José Antonio Navarro Arteaga nació en el sevillano barrio Voluntad en 1965. Este trianero, a lo largo de su ya dilatada experiencia y ya en su madurez, es considerado uno de los grandes maestros del panorama de la escultura e imaginería del siglo XXI. Su emprendedora personalidad artística y su capacidad para conjugar la síntesis de los grandes genios del pasado, con la técnica de los modernos, hacen que sus cualidades vayan confluyendo en una obra importante y llena de carácter, donde el sentido del movimiento y la serenidad van reflejándose en cada una de sus creaciones, encontrándose en estos momentos, en una madurez plena e ilusionante para el mundo del arte. Comienza su formación en el taller de Juan Antonio González a la corta edad de 16 años, abriendo en poco tiempo el suyo propio en la calle Magallanes, en el barrio de Triana. Posteriormente se traslada a la calle Pureza y años más tarde a la de Betis, y en la actualidad posee estudio en la localidad aljafereña de Espartinas. Su actitud polifacética le ha llevado más allá de la imagen procesional a tamaño natural, en tanto que su incursión en distintas modalidades ha desvelado su gran maestría y calidad a la hora de transcribir sus sentimientos en obras de arte surgidas del marfil, el barro, la madera, el bronce y el mármol. Navarro Arteaga ha pasado en estos 30 años de profesión por diferentes etapas y realizado trabajos de relevada importancia dentro del mundo de la imaginería contemporánea y también algunas obras escultóricas profanas. El sueño e ilusión de los cofrades de la Sagrada Cena de tener y venerar a su Madre, Nuestra Señora del Sagrario, en su sede canónica, la Iglesia de San Pedro, está cada vez más cerca, para lograrlo en próximas fechas lanzaran una campaña de donativos de la que informaremos puntualmente.